Fotos: Chanel-Pressroom,

Por: ANA BELIZA MERCADO

Editora de moda Revista Alternativa

@anabelizam

Lo más bonito de ser testigo internamente de lo que hacen en la maison Chanel, es descubrir que lo que los separa del montón es el uso de valores y facultades que -sin ser extraordinarias- aplicadas como deben ser, crean resultados sumamente extraordinarios. Chanel ha sabido llevar una transición prudente de menos a más adentrándose poco a poco en un hilo que convierte esta maison en algo más allá de una marca, se ha tornado realmente en un universo por explorar.

Virginie Viard tiene una facultad maravillosa desde que lleva las riendas de la  maison Chanel y es la escucha. Hoy tres años después de hacer esa tarea se materializa un sueño que me demuestra cada vez más que para la moda no existen los límites y que el trabajo de Viard se ha centrado en la premisa de entender, que en la tarea de la gran mademoiselle como patrona de las artes, en unos años Chanel, será sinónimo de cultura..

Es por esto que hoy aplaudo con gran emoción el logro tan significativo que implica ser la primera marca de lujo en el mundo que ha realizado un desfile de modas en Dakar, Senegal, tocando el corazón cultural de esta capital africana.

Una de las palabras bonitas, -de esas que tienen potencial de tatuarse-  fué «Roofoo»  una palabra que nace de la lengua «Wolof» del dialecto local de Senegal que significa «la intimidad que existe en la mezcla de hilos, una metáfora acerca del arte de la tejeduría, capaz de crear una nueva materia, una creación fluida e inseparable de los materiales primarios que la conforman. El arte textil y su infinidad de caminos que resaltan el diálogo entre la técnica y la materia prima.»

Una agenda de tres días de inmersión cultural, un guest list conformado principalmente de personalidades locales alrededor de la literatura, el cine, la música, el arte y la moda dieron por inaugurado este diálogo especial entre Chanel y Dakar en donde parte del impacto de la maison abarca programas culturales, la restauración del Palais de Justice -el venue seleccionado para el desfile- y la visita por parte de «Le 19M» en enero del 2023 en donde compartirán y aprenderán técnicas de tejeduría.

En cuanto a la estética del desfile, realmente las piezas hablan por sí solas, es muy especial que esto fuera en una colección «Mètiers D’Art” ya que realmente puede lucirse cada técnica por lo que es, celebrando de manera espectacular la esencia de Dakar y lo que su riqueza cultural significa desde el imaginario Chanel. El uso del color, el homenaje al tejido y la libertad con la que dieron rienda suelta a la creatividad dentro de un toque de los años 70, hacen de estas piezas tesoros que vale la pena mirar y analizar más de una vez. 

Abundancia de motivos vegetales, líneas y formas geométricas, profusión de colores cálidos, lentejuelas y colgantes brillantes, junto con la sutileza del encaje: con su delicado encanto, la colección Métiers d’art de CHANEL – Dakar 2022/23 toma forma con abrigos largos, entallados, pantalones ajustados y acampanados, cuellos setenteros, zapatos con plataforma, sudaderas oversize, coloridas y bordadas con flores, tweed multicolor y vestidos más cortos por delante que por detrás.

Una muestra dinámica, sólida y totalmente espectacular del porqué la moda es un ejercicio cuyo impacto es totalmente inmensurable, relevante y maravilloso. (Háganse un gran favor y si no han tenido la oportunidad de ver el show, vayan a verlo, es una verdadera celebración.)

Mucho amor y sabrosura pura,

Su latingal,

Beli.

Compartir

Relacionados

El papa Francisco pide orar por la salud de Benedicto XVI
Suspenden provisionalmente a funcionario de Migración Colombia