El Gobierno de España ha aprobado este martes «por utilidad pública» el indulto a los nueve líderes catalanes independentistas encarcelados por su participación en la declaración de independencia unilateral de Cataluña en 2017, esto con el fin de buscar una “reconciliación”. El indulto será parcial y condicionado a que los reos no comentan un delito en varios años, según ha explicado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Los nueve indultados, entre ellos varios ex miembros del gobierno regional catalán de Carles Puigdemont, la expresidenta del Parlamento regional y líderes de asociaciones separatistas, fueron condenados en octubre de 2019 a penas de cárcel de entre 9 y 13 años por su participación en el fracasado intento de independizar a Cataluña de España.“Pretendemos abrir un nuevo tiempo de diálogo”, ha explicado el mandatario en una intervención sin preguntas desde La Moncloa. El decreto, firmado por el Rey, se publicará mañana en el BOE y tendrá efecto inmediato, por lo que los presos podrán salir de la cárcel de forma automática o no regresar si están de permiso.

El intento de secesión de 2017 constituyó una de las peores crisis políticas en España desde el fin de la dictadura de Francisco Franco en 1975, y todavía condiciona la política nacional.